The Walking Dead: “Something They Need” – Crítica 7X15

Este texto contiene spoilers. “Something They Need” es el penúltimo episodio de la séptima temporada de The Walking Dead. El grupo de Rick ha espabilado un poco y ha ofrecido un capítulo con las primeras pinceladas de lo que está a punto de avecinarse en la serie -aunque, por desgracia, lo veremos en la próxima temporada seguramente- con una escena de acción bastante intensa y dinámica.

 

La trama se centra en la pequeña misión que Rick y los demás realizan yendo al poblado costero donde Tara fue acogida cuando tuvo un incidente y casi pierde la vida. La traición de esta última hacia sus excuidadoras ha sido un golpe muy bajo que ha llegado al corazón. No es que fuera algo que no tuviéramos presente, pero a pesar de que sea para un bien común, la poca sensibilidad que le quedaba a Rick ya ha quedado totalmente borrada.

 

La recta final

Al final del anterior episodio, Sasha entraba en la guarida de Negan, pero justo en ese momento dejábamos de tener contacto visual con ella. En “Something They Need“, Sasha sigue manteniendo el mismo nivel de protagonismo que en “The Other Side” con una serie de reflexiones que realiza su personaje, ahora prisionera de Negan, acerca de la necesidad de suicidarse para evitar hacer daño a sus amigos. Eugene, que parece ser que no estaba engañando a los Salvadores sino convirtiéndose en uno, es el único que puede llevar a Sasha al otro lado. Ahora ha quedado la duda abierta para el último episodio. ¿Habrá muerto Sasha? Puede que sí, pero también cabe la posibilidad de que Sasha se haya reservado su último aliento para un ataque suicida contra el líder de los Salvadores. Que al fin y al cabo es por lo que está encerrada y sería más lógico.

 

 

Mientras Rick y los demás están “tomando prestadas” las armas necesarias para sus aliados y para ellos mismos, Maggie y Gregory tienen un momento de tensión con unos caminantes que termina con cierto compañerismo entre ambos. Está claro que Gregory no quiere a Maggie en la comunidad y mucho menos que esta la gobierne, pero se ha dado cuenta de que aún le queden muchas cosas por aprender de este mundo apocalíptico donde hay más muertos de pie que vivos. Puede que queden esperanzas en Gregory y al final resulte de algo útil y productivo para la guerra.

 

Por otro lado, la sorpresa y la guinda de “Something They Need” llega en el último minuto, cuando Rick, Daryl, Michonne y los otros llegan a Alexandria y Rosita les lleva hasta un viejo conocido que, por fin, ha decidido mojarse y decir en voz alta que quiere ser cómplice de aquellos que luchen contra Negan: Dwight. Un poco tarde, pero se acepta. Solo queda esperar un agrupamiento por parte de las comunidades en el último episodio para ver cómo se lo montan para enfrentarse a los Salvadores de cara a la próxima temporada. Lo más interesante de este penúltimo episodio han sido esos primeros planos con los que abre mostrando esos caminantes podridos marceados en agua, terroríficos y asquerosos.

¡Comparte!