Crítica de Jumanji: Bienvenidos a la Jungla, con Dwayne Johnson y Jack Black

Crítica de Jumanji: Bienvenidos a la Jungla (Jumanji: Welcome to the Jungle, 2017)- Director: Jake Kasdan – Protagonizada por: Dwayne Johnson, Jack Black, Karen Gillan, Kevin Hart y Nick Jonas. – BSO de: Henry Jackman – Distribuida por Sony Pictures – Fecha de estreno en España: 22/12/2017

2017 se despide con una tanda de películas interesantes. Una de ellas es precisamente el inesperado título de  Jumanji: Bienvenidos a la Jungla. Y decimos que entretenido, porque se trata de una película que había recibido cierta mala prensa, por parte de nostálgicos anclados en el pasado principalmente, pero cuya puesta en escena esperamos que cierre la boca de más de uno.

Y es que Jumanji: Bienvenidos a la Jungla no es un remake ni un reboot. Se trata de una nueva película completamente diferente a la Jumanji de 1995, dirigida por Joe Johnston y protagonizada por Robin Williams, que si acaso podemos incluso tomar como homenaje sino como digna secuela.

Jumanji: Bienvenidos a la Jungla  cambia las reglas del juego. El juego ya no sale al mundo de los jugadores, sino que los jugadores entran en el juego. O, mejor dicho, en el videojuego. De esta manera, cuatro adolescentes (¿o quizá alguno(s) más?) se adentran en el mundo virtual de Jumanji, en donde acaban al mando de los avatares encarnados por Dwayne Johnson “La Roca”, Jack Black, Karen Gillan y Kevin Hart, poniendo en duda las limitaciones y convicciones de estos jóvenes.

Y no os contamos más. Vamos al trapo y pasamos a contaros por qué debéis de ver la nueva Jumanji de “La Roca”.

Welcome to the Jungle, baby!

Algo de razón no le falta a los productores de Jumanji: Welcome to the Jungle al haber puesto la canción de los Guns & Roses como subtítulo de esta nueva entrega de Jumanji. La película se aleja ligeramente del oscurantismo que imaginamos en la Jumanji original, una selva oscura y demente, y que expandió la serie animada de los 90. Sin embargo, algo de ello queda para crear un escenario cuya estética es muy deuda de los videojuegos actuales.

Aquellos que hayan jugado a los últimos Tomb Raider y a la saga Uncharted encontrarán ciertas coincidencias gratas en esta película. Algo que tampoco es accidental, ya que recordemos que la premisa es la de que los protagonistas se han metido en un videojuego. ¿Y qué mejor referencia que dos de las franquicias de aventuras más populares de los últimos años, que por cierto también tendrán película dentro de poco?

Dejando de lado esta cuestión estética, hemos de tener presente que Jumanji: Welcome to the Jungle es una historia independiente de la primera peli (y ya no digamos del libro en el que se inspiró). Eso no significa que la desdeñe y le reste valor. ¡Todo lo contrario! La película está llena de homenajes, guiños y tributos que recuerdan todo lo que pasó. Desde sus minutos iniciales hasta elementos de decorado, pasando por un recuerdo a Alan Parrish, el personaje de Robin Williams, que os hará sonreír mucho.

Un Jumanji del Siglo XXI

Al margen de estas consideraciones, habéis de tener en cuenta que esta Jumanji cambia bastante el ritmo, humor y tono. Sin embargo, aún con su tono de comedia propia de nuestros días, tiene elementos bastante interesantes. Los más intrigantes son los desarrollados por el personaje de Jack Black, actor que se lleva la palma no solo gracias a su solvencia, sino también a su vis cómic y histrionismo tan natural, siendo de largo el plato fuerte de la producción.

Con esto, ojo, no queremos tampoco decir que “La Roca”, Karen Gillan y Kevin Hart estén desaprovechados. Todo lo contrario, Gillan sabe reírse de sí misma en unas cuantas escenas, la modelo reconvertida en actriz y, próximamente, directora de cine parodia el rol de “chica mona”, explotando la timidez natural de su personaje de manera entrañable. En tanto, Johnson y Hart vuelven a demostrar esa química suya, que les consolida como un dúo moderno de la comedia más que grato.

Y ojo, también hemos de hablar de Nick Jonas, el quinto personaje principal, sobre cuya identidad no incidiremos. Tan solo adelantaremos que al “Jonas Brother” la ha venido muy bien su paso por series y películas dramáticas antes de regresar al cine de aventura y de comedia, con un rol que sin ser muy difícil, resulta amable al espectador.

Por lo demás, podéis esperar toneladas de CGI, acción, puñetazos, coreografías y tiros a golpe de lenguaje de videojuego. ¿Malo? Nada de eso. Pero mejor que se abstenga aquel que únicamente conciba el cine en clave de realismo checo, en donde las palomitas y el refresco grande, las risotadas y un rato intranscendental pero tremendamente divertido no de lugar.

Dicho esto, el autor de estas líneas se declara culpable de haberla visto dos veces en la misma semana. Y también de haberlo gozado como un niño. Aviso a padres despistados: sus chavales la disfrutarán bastante. Y ustedes, quizá más. Así que tomen nota para una película entretenida para ir al cine a ver estas navidades.


Valoración – 79/100. Trepidante aventura palomitera. Ideal para pasar el rato, reírse y salir encantados de ver una de esas películas juveniles sin pretensiones, que además dignifica al clásico original de los años 90.

  • Lo mejor: Las referencias a la Jumanji original, el trabajo de sus actores y su tremenda vis cómica. Jack Black en toda su grandeza.
  • Lo peor: No la recomendamos al público más esnob. Su tipo de humor no es para todo el mundo. Las ingentes cantidades de CGI, un mal endémico de cualquier película de Jumanji.
¡Comparte!

Jesús Delgado

Periodista, friki y cinéfilo. Devoro libros, películas, cómics y todo lo que se me pase por delante. Co-fundador de Cinco 79